A Travellerspoint blog

DIA CINCO - Visitando Kuelap

Visitando la fortaleza de Kuelap

-17 °C

Nos levantamos en La Casona Monsorte. Es el segundo mejor hotel de Chachapollas y la verdad es que el sitio es muy bonito. Sin embargo nuestra habitación (como la mayoría en este hotel) da a un patio lleno de plantas y tiene muy poca luz natural. Como somos unos quejicas pues pedimos que nos cambien de habitación. No puede ser porque esta todo ocupado y solo podemos ir a una con dos camas, lo que no nos apetece. Decidimos largarnos a otro sitio después de desayunar.

Desayunamos en un bareto de la plaza de armas. Se llama Cafe Las Rocas y es un sitio muy autentico con una señora muy maja. Dos sandwiches y dos cafés con leche gigantes 5 soles.

Como somos unos listos intentamos ir a Kuelap a nuestro rollo. Hablamos con los taxistas y nos damos cuenta de que vale más caro ir con ellos que con las agencias así que vamos a un par de ellas que están también en la plaza de armas. Demasiado tarde. Las "combis" (furgonetas que van a Kuelap ) salen a las ocho y media...y son las nueve. Al final un tipo de una agencia nos ofrece llevarnos con su coche a "cazar" una furgoneta, por lo que acabamos pagando 55 soles por ir a Kuelap en vez de 50. Ya decía yo que somos unos listos. El viaje incluye la comida y la entrada a Kuelap

Como no hay tiempo para buscar otro hotel decidimos quedarnos en La casona Monsorte. Total apenas vamos a estar aquí de día...

Cazamos la furgoneta a los pocos minutos de salir y nos montamos con otros siete turistas de diferentes nacionalidades. Un par de peruanos, tres franceses, un americano y un par de ellos de otros sitios (no sabemos cuales). Buen rollo desde el primer momento.

El viaje dura tres horas por un camino de tierra infernal. Paramos para ver un yacimiento llamado Macro y en otro sitio para pedir que nos hagan de comer para la vuelta. El camino tiene cachos realmente acojonantes. Acojonantes no de bonitos (que también) sino del miedo que da. No hay quitamiedos y la caída son varios cientos de metros...vamos que si nos caemos nos
recogen a cucharadas. Hay un momento en el que llegamos a un agujero...SI....HAY UN AGUJERO EN MEDIO DEL CAMINO! Hay gente trabajando en el, y han puesto dos troncos por los que tiene que pasar la furgoneta. Nosotros nos bajamos por si acaso. La furgoneta pasa sin problemas y continuamos hasta Kuelap .

Paramos en una explanada y hay que andar un cuarto de hora aproximadamente hasta llegar a las ruinas. Estamos a más de 3000 metros y hay subida pronunciada. Me quedo flipado cuando me doy cuenta de lo que me cuesta andar...voy hiperventilando y Lara también...y el corazón se nos sale por la boca. Menos mal que en España voy en bici a todos los sitios...joder...

kuelap.jpg

Al cabo de un rato nos habituamos y llegamos hasta Kuelap . UNA PASADA DE SITIO!!! No os lo perdáis si andáis por estos lares. Inmenso y cubierto de niebla. Esta lloviendo pero no importa. El sitio es verdaderamene alucinante. Me recuerda un poquito a las ruinas de Angkor Wat en Camboya. Menos impresionantes pero con ese mismo rollo de abandono y autenticidad.

kuelap2.jpg

Pasamos mas de dos horas flipando con el sitio. Nuestro guia parece inventarse la mitad de lo que dice y además tiene la mala suerte de que uno de los tipos que vienen con nosotros es arqueologo...le corrige unas cuantas veces...bueno da igual...el chaval tiene bastante imaginación y nos echamos unas risas con el.

Kuelap merece mucho la pena de verdad. Lo mejor de todo es que en todas las ruinas que son muy extensas hay menos de 20 personas. . Llegar a Chachapollas es difícil y se nota a la hora de visitar sitios de este tipo. Nada que ver con Machupichu, nos comentan los que vienen con nosotros y que ya han estado allí.

kuelap3.jpg

Después de un par de horas nos vamos. Están restaurando Kuelap y da penita. Seguramente la próxima vez que vengamos lo hayan jodido todo reconstruyendo siguiendo criterios basados en la obtención de dinero rápido. Ha sido interesante verlo como es, autentico.

Paramos en el bar de carretera adonde habíamos pedido la comida. Nos habían ofrecido pollo o cabrito y Lara y yo habíamos pedido cabrito los dos. La comida una mierda. Básicamente un plato lleno de arroz con dos minipedazos de cabrito; bueno más bien huesos de cabrito. Una mierda vamos, pero bueno después de ver Kuelap pues como que da igual.

Tres horas más de camino de tierra en la furgoneta del infierno y estamos de vuelta en Chachapollas. Nos apetece mogollón tomar una cerveza pero apenas hay sitios aquí, para beber quiero decir. Nada que ver con Burgos, donde hay un bar cada diez metros. Joder que putos alcohólicos que somos los españoles!!! Finalmente entramos en una especie de restaurante pizzeria y nos tomamos una botella de Pilsen...caliente. Bueno no problem, algo es algo.

Nos damos un rule por la plaza de armas y buscamos un sitio para cenar. Es muy difícil!!! Son más de las nueve y los peruanos a esas horas ya han acabado de cenar hace rato. Al final encontramos una pizzería en una calle que está al lado de la plaza de armas. El tipo que la lleva es muy cañero y pedimos una pizza y cerveza. CERVEZA HELADA!!! YUPPIII!!! Hace un frió de muerte, como en todos los sitios en Chachapollas. A los peruanos además les encanta comer con la puerta abierta de par en par. Es bastante extraño, ya que dentro de los locales hace siempre tanto frió como en la calle y todos comen con la cazadora puesta. Hasta los camareros trabajan con cazadora!!!

La pizza está muy rica. Acabamos y pagamos. Por una pizza mediana, una cerveza de 650ml y dos botellas de agua 25 soles...así da gusto. La verdad es que Perú es bastante barato. La pasta se va en hacer tours para ver cosas...bueno sino no ves nada y en los tres últimos días hemos visto sitios inolvidables.

Llegamos al hotel. Hace un frío de muerte!!! Joder esto es horrible. La casona es eso...una casona muy antigua y sin calefacción. En los hoteles peruanos es muy, muy difícil encontrar calefacción. Y eso que como hemos dicho antes estamos en el segundo hotel más caro de Chachapollas. Meterse en la ducha es toda una aventura. Después de ducharnos corriendo a la cama y a dormir sin saber muy bien que vamos a hacer mañana.

Posted by ivanmax 15:48 Archived in Peru Tagged backpacking

Email this entryFacebookStumbleUpon

Table of contents

Be the first to comment on this entry.

This blog requires you to be a logged in member of Travellerspoint to place comments.

Enter your Travellerspoint login details below

( What's this? )

If you aren't a member of Travellerspoint yet, you can join for free.

Join Travellerspoint